Caldo tonificante y macrobiótico de otoño

A medida que se intensifica el frío durante el otoño (aunque todavía haga algo de calor) es aconsejable adecuar la alimentación a las nuevas temperaturas. Según la macrobiótica, sería tiempo de aumentar el Yang en la dieta: alargar cocciones, usar la olla exprés, estofados, más sal marina y grasas saludables, verduras de raíz y cereales más densos.