Resveratrol: ¿El elixir de la juventud?

¿Creéis que el elixir de la juventud existe? ¿O acaso quiero tomaros el pelo? Pues, ni una cosa ni otra. Desgraciadamente la vida eterna todavía no existe,  al menos por el momento…, pero está demostrado que unos hábitos de vida saludables contribuyen a vivir el máximo posible en las mejores condiciones de salud:
– Seguir una dieta equilibrada,

La ecuación de la longevidad

No, no voy a proponeros que os pongáis a hacer difíciles ecuaciones de matemáticas. ¿Supongo que tampoco os apetecería? ¿no? Mi propuesta para hoy es un práctico libro, muy fácil de leer, en el que a través de sus páginas podréis ir calculando cuantos años podréis llegar a vivir, en función de vuestros hábitos y estilo de vida que llevéis en la actualidad, en concreto según 100 factores que pueden aumentar o reducir años.

Respirar bien, una buena jugada para la salud!!

Saber controlar la respiración es una de las mejores maneras de mejorar la salud física y mental de uno  mismo, a la vez que permite incrementar el riego sanguíneo a diferentes partes del cuerpo.  Aprender  a controlar la respiración, sirve para oxigenar más la sangre y controlar el ritmo cardiaco y el cerebro, mejorando así el estado de ánimo en general, pero también sirve para oxigenar los músculos del cuerpo y que así se estire más fácilmente.

Leche y cereales contra el insomnio

La preocupación por una alimentación saludable desde un punto de vista científico también se está consolidando, como muestra un estudio publicado por la Agencia SINC en marzo de 2011 que revela que los cereales y la leche son la combinación perfecta para luchar contra el insomnio, al ser alimentos ricos en triptófano (aminoácido encargado en nuestro organismo de sintetizar la hormona melatonina, sustancia implicada en la inducción al sueño).